Yuki, antigua alumna de los cursos de francés del ILCF convertida en parisina

Yuki es una antigua alumna del ILCF. Llegó a París hace 6 años con un nivel básico. Estudió en el ILCF hasta adquirir el nivel B1, que obtuvo en 2008. Actualmente reside en París. Ha venido a visitarnos para contarnos su trayectoria.

¿Cuál es tu formación?

«En Japón estudié Artes Plásticas y Gestión Cultural.»
Yuki posee una vena artística y se ha especializado en la pintura al óleo, el dibujo occidental. Se ha impregnado de esta cultura durante toda su infancia: «Desde muy joven me han enseñado el arte occidental».

¿Por qué viniste a Francia??

«Vine a estudiar francés con el propósito de quedarme en Francia para estudiar Arte.»

Como muchos estudiantes del ILCF, Yuki ha hecho realidad un sueño viniendo a estudiar a Francia, y más concretamente a París. Poco a poco, el propósito que tenía en mente se fue transformando y se orientó hacia la enseñanza del japonés.

«Tras adquirir un buen dominio del francés, regresé a Japón. Allí me formé como profesora de japonés y después solicité un visado de vacaciones y trabajo, y entonces volví.»

¿A qué te dedicas actualmente en París?


«Soy profesora de japonés desde hace 2 años y medio.»

Tras haber obtenido el certificado de aptitud para enseñar japonés en Francia, empezó a trabajar en el Espace Nadeshiko, una escuela de lengua y de cultura japonesa.

«Allí enseño la lengua japonesa y también la cultura: imparto además un taller de caligrafía. Trabajar en un espacio cultural japonés me permite mantener un fuerte vínculo con mi cultura y mi país. ¡Para mí es importante!»

El Espace Nadeshiko propone también talleres de Ikebana, cocina y ceremonia del té, además de los talleres de caligrafía.
Es un espacio abierto a todos aquellos que están interesados en la cultura japonesa que recibe a un centenar de estudiantes adultos. Los cursos y talleres pueden impartirse a domicilio, previa solicitud.

¿Por qué elegiste el ILCF?

«Por el atractivo de los cursos de cultura y civilización. Encajaba perfectamente con mi proyecto de escuela de arte.»
Ha disfrutado de la experiencia de ir a una escuela donde no se enseña «solo francés».


¿Qué aspectos positivos destacarías del ILCF?

«Es como ir a la universidad, y además se organizan muchas actividades.».
 

¿Qué consejos darías a los estudiantes extranjeros que desean estudiar en Francia?

«¡Estudiar mucho! Pero también hay que salir y practicar todos los días.
Es importante venir con un proyecto de estudios o un proyecto profesional.»


Más información :